www.hangar57.com

Vaya al Contenido

Menu Principal

ALGUNOS ASPECTOS PSICOLOGICOS DEL VUELO

20 CONSEJOS MEDICOS


19. Algunos aspectos psicológicos del vuelo


Sus actitudes y su estado mental son, por lo general, tan importantes para un vuelo seguro como la condición de su avión. Cualquier sentimiento perturbador que afecte su capacidad para concentrarse es una amenaza en potencia. Esto incluye temor, frustración, depresión, preocupación y ansiedad.

Es inevitable que exista una cantidad determinada de ansiedad al volar. En pequeñas dosis, la ansiedad es normal. Es una manera natural de mantenerlo ligeramente excitado por sus tareas y alerta al peligro. Pero una ansiedad excesiva, como otros problemas emocionales, pueden disminuir su capacidad de concentración en la cabina y tal vez conducirlo a un desastre.

Si lleva sus problemas de tierra al aire, Usted no solamente se distraerá más fácilmente del trabajo que tiene entre manos, sino que su cuerpo estará menos capacitado para adaptarse a diversas, tensiones. Memoria, juicio y presencia de ánimo son cruciales durante el vuelo y, sorprendentemente, la destreza muscular está íntimamente ligada con la capacidad mental. Cuando uno de ellos se encuentra defectuoso, el otro por lo general también lo está. Por ejemplo, si Usted está perturbado y preocupado por alguna razón, puede perder algo de su capacidad para sincronizar sus movimientos debidamente o su cerebro puede interpretar mal el mensaje de lo que sus ojos ven en el panel de instrumentos. Investigaciones realizadas por el Instituto Aeromédico Civil de la Administración Federal de Aviación de los Estados Unidos de América, indican que los disturbios emocionales pueden inclusive impedir la adaptación del cuerpo a la altura.

Un piloto que vuela luego de haber discutido con su esposa, puede mentalmente rememorar la discusión con tanta claridad durante el vuelo, que olvida cambiar los tanques de combustible o inadvertidamente desconectar el control de mezcla en vez de habilitar la calefacción.

Ocasionalmente, un piloto que tiene problemas familiares o laborales en su mente comienza a llevar sus preocupaciones durante el vuelo. En otras palabras, él puede llegar a preocuparse con temores por el vuelo o posibles reacciones físicas debido a la altura. Si esto le ocurre, sea honesto consigo mismo y solicite el consejo profesional de un médico. Aunque este tipo de ansiedad es generalmente temporaria, puede afectar peligrosamente su performance en el vuelo y causar otros problemas emocionales, si se lo ignora.

El "aviador compulsivo" posee una peculiaridad psicológica especial. No puede tolerar volver. Tiene una tendencia a forzar su experiencia más allá de los límites de seguridad, en vez de cambiar su plan de vuelo. Ya sea por orgullo o simplemente debido a una personalidad inflexible, está en falta; es el piloto que va a continuar adelante aun con tiempo marginal, algunas veces a costa de su propia vida.

Cuando Usted se encuentra bajo una tensión de cualquier índole, cuando no se sienta "bien, no vuele. Si sus preocupaciones son solamente ligeras, de tipo diario, al menos reconozca que existen. Realice un esfuerzo extra para concentrarse en los planes del vuelo, para enfocar toda su atención en la operación de la aeronave y deje cualquier otra preocupación detrás, en tierra.


Regreso al contenido | Regreso al menu principal